Banck busca 5 posiciones en gabinete de Martha Érika

Se sabe que Banck está buscando ocupar la titularidad de la Secretaría General de Gobierno de la siguiente administración

Polaca

Written by:

Por: Staff El Incorrecto / @elincorrectomx

Entre algunos de los grupos que buscan formar parte del próximo gobierno de Martha Érika Alonso Hidalgo ha despertado mucho malestar el comportamiento del ex edil de la Puebla, Luis Banck Serrato, quien está buscando obtener –por lo menos– 5 posiciones en el gabinete de la siguiente administración. Muchos de los inconformes consideran que no tiene el capital político para hacer esa demanda y al mismo tiempo, cuestionan el pasado reciente de los personajes que busca ubicar dentro de la nueva gestión del Poder Ejecutivo.

El principal y más severo cuestionamiento que ha surgido hacia el interior de la coalición política que llevó a Martha Érika Alonso a la gubernatura, es que siendo Luis Banck el edil de la capital del estado, el PAN perdió la pasada elección y Morena convirtió a la zona metropolitana de Puebla en su principal bastión en la entidad.

La entonces candidata de Morena a edil de Puebla, Claudia Rivera Vivanco, superó en los comicios del 1 de julio por más de 90 mil sufragios al aspirante panista Eduardo Rivera Pérez y se considera que, aparte del llamado “efecto Andrés Manuel López Obrador”, también hubo un importante cúmulo de votos de castigo por el gris gobierno que Luis Banck encabezó a lo largo de los dos últimos años.

Por esa razón, entre los miembros de la cúpula que rodea a la próxima gobernadora surge un persistente comentario: “Banck reclama posiciones en el gabinete como si no hubiera perdido la elección de Puebla”.

Se sabe que Banck está buscando ocupar la titularidad de la Secretaría General de Gobierno de la siguiente administración.

A nadie disgusta esa posibilidad, ya que si algo caracteriza a Banck Serrato es que es un político conciliador y ajeno al estilo de “mano dura” que hubo en el sexenio del ex gobernador Rafael Moreno Valle Rosas.

Lo que no gusta, son los personajes que el ex alcalde busca colocar en posiciones claves del gobierno del estado, entre los que se encuentran:

David Aysa de Salazar, quien fue secretario de Infraestructura y Servicios Públicos en el pasado ayuntamiento. A esta persona se debe el excesivo deterioro que hay de la mayor parte de las calles del municipio de Puebla, que se encuentran llenas de baches, con el asfalto en mal estado y con semáforos descompuestos. Si algo enoja, agravia, a diario a miles de ciudadanos –entre ellos a este columnista– es que no se puede transitar por ningún sitio de la ciudad sin el riesgo de sufrir un accidente por el mal estado de las vialidades.

Manuel Alonso, quien fue secretario de Seguridad Pública y Tránsito Municipal, se le puede considerar como principal corresponsable de la ola creciente de inseguridad que se vive en todos los rincones de la ciudad. Se destacó porque en el anterior ayuntamiento ofrecía estadísticas que pretendían demostraban una supuesta reducción de la delincuencia y por otro lado, los estudios de percepción de violencia arrojaban lo contrario: que la ciudadanía de Puebla cada vez se siente más insegura.

Juan Carlos Morales Paez primero fue coordinador de proyectos estratégicos en la gestión de Luis Banck, luego secretario de Gobernación y finalmente secretario general del ayuntamiento.

Y Alejandro Cortés, quien se encargó de las políticas de Desarrollo Social de la administración de Luis Banck.

Con información de e-consulta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *